Aguas del Valle comienza instalación de filtros para bajar turbiedad

 
La instalación de cuatro filtros de 20 toneladas cada uno, con una capacidad de filtración de 120 litros por segundo, permitirán normalizar el suministro en todo el sistema.

Una comitiva de autoridades regionales encabezada por el intendente Claudio Ibáñez y el gerente de Aguas del Valle, Andrés Nazer, realizaron hoy una visita a la planta de producción de Ovalle, donde ya se comenzaron a instalar cuatro filtros provisorios de emergencia para bajar los niveles de turbiedad en el agua comprometidos en la reunión de ayer con las autoridades regionales.

El gerente regional, Andrés Nazer, explicó que “las medidas que hemos adoptado desde que se inició la emergencia han permitido reducir gradualmente los leves niveles de turbiedad que existen e incluso en algunos sectores ya se han registrado mediciones puntuales dentro del rango que exige la normativa. Aun así seguimos trabajando e instalando ahora estos filtros en la Planta Los Peñones y nos permitirán normalizar por completo el suministro en toda la red”.

“Se trata de cuatro filtros que en las condiciones actuales del río, en el que ha bajado la turbiedad, nos permiten salir de la emergencia. Su capacidad de filtración es de 120 litros por segundo y un total cercano a las 100 toneladas en equipamiento, por lo que su traslado e instalación requiere de maquinaria de alto tonelaje, además de una interconexión hidráulica en las tuberías. Habitualmente su puesta en marcha dura aproximadamente 30 días, pero gracias al esfuerzo y aprovechamiento de las instalaciones existentes podremos instalarlos en un tiempo récord para subsanar esta situación de fuerza mayor que estamos viviendo”, aseguró el ejecutivo.

Nazer reiteró que, una vez alcanzado los parámetros de turbiedad exigidos en la norma, se avisará a las autoridades fiscalizadoras para que realicen un chequeo de la red y se confirme que el agua es apta para beber.

Actualmente, aunque el agua cuenta con todos los procesos de potabilización y desinfección, y los muestreos revelan que los índices bacteriológicos y la cloración están en norma, se ha recomendado que sea usada sólo para fines domésticos y sanitarios.

El ejecutivo insistió que mientras no esté superada la emergencia, se continuarán reforzando las operaciones técnicas que se han desplegado desde el primer día, como los pozos de decantación, además de la limpieza de drenes, estanques y fuentes de producción.

La empresa añadió que se han reforzado las medidas de mitigación, aumentando de 45 a 53 los estanques fijos, además de la disposición de 31 camiones aljibes, 8 hidropack y entrega de bidones de agua para clientes sensibles.

 

Imagen Principal: 
[node-title]

Fuente: diarioeldia.cl