Seremi de Salud fiscaliza los juguetes, previo a la celebración del Día del Niño

 
Explican que este año las inspecciones han mejorado debido a que los comercios han cumplido con los requisitos generales de etiquetado, como el idioma, el material del producto y procedencia del mismo.

En distintos puntos de la capital regional, la autoridad sanitaria junto a un equipo de la Seremi de Salud dio inicio a la fiscalización de juguetes presentes en el comercio establecido y en los recintos más pequeños de la ciudad, previo a la celebración del Día del Niño, fecha donde las compras de este tipo aumentan considerablemente.

Como todos los años, la preocupación de la entidad de Salud es verificar que los etiquetados de las cajas y las propiedades químicas de la que están fabricados los productos se encuentren bien detallados en el envase, nombre genérico del juguete y el país de procedencia. Así como también especificar si el juguete contiene piezas pequeñas según la edad del menor con una leyenda o símbolo anexo que indique la edad del usuario recomendado por el fabricante, que la etiqueta esté en idioma español y que cuente con un aviso de “Advertencia, se debe utilizar bajo la vigilancia de un adulto”, cuando sea necesaria su supervisión.

“El tema del etiquetado es fundamental para el conocimiento de la población. Éste debe distinguir cuando el juguete contenga partes pequeñas para menores de 3 años y las propiedades químicas, como metales, tolueno residual u otros materiales que sean nocivos para la salud de las personas”, profundizó el seremi (s) de Salud, Rosendo Yáñez.

Para Valeria Godoy Santander, quien tiene a una hija de 7 y otra de 4 años, es fundamental que los juguetes cuenten con una etiqueta que revelen los materiales de su fabricación ya que la descripción del producto se vuelve primordial a la hora de comprar un juguete para sus hijas, “cuando uno tiene niños pequeños, su seguridad es lo primero que uno tiene que preocuparse. Que fiscalicen los productos y saber sobre el correcto etiquetado es súper importante porque uno también se informa y puedo elegir el juguete adecuado para ellas”, puntualizó.

Recomendaciones 

Tal como informa la entidad sanitaria, el adulto debe preocuparse de revisar las etiquetas de los juguetes y que éste sea adecuado para la edad del niño, que no tenga zonas angulosas, puntiagudas o superficies rugosas que puedan generar daño. Se debe leer siempre los instructivos y precauciones de los productos, revisar continuamente los juguetes, verificando que no se encuentren rotos o que la pérdida de una pieza pueda significar un riesgo. No adquirir juguetes cuya pintura se deprenda fácilmente, eliminar las pilas agotados ya que desprenden líquidos que pueden ser peligrosos para la salud del menor y asegurarse que los peluches o disfraces sean utilizados lejos del fuego. 

Imagen Principal: 
[node-title]

Fuente: diarioeldia.cl